origen e historia de la sutura de heridas

La historia de la sutura de las heridas, también conocida como puntos o cosido, es muy antigua. Una técnica médica de la que debemos remontarnos miles de años en el tiempo para conocer su origen. En CurioSfera-Historia.com, te explicamos el origen e historia de la sutura, quién es su inventor y cómo ha sido su evolución con el paso de los años.

No te pierdas la historia de la medicina

Origen de la sutura

Los antiguos egipcios usaban materiales adhesivos para mantener unidas las heridas y las untaban con grasa, miel y carne fresca para aliviar el dolor. En la India se llegaron a usar grandes hormigas, a las que se hacía morder los bordes de la herida unidos para luego cortarles la cabeza.

En el año 600, el médico hindú Susruta escribió un texto en sánscrito llamado Sushruta Samhita en el que describía diversos tipos de hilos de sutura, de cuero, algodón, crin de caballo y tendones.

Quién inventó la sutura

El cirujano hispano-árabe Albucassis (Abu’l Qasim Khalaf ibn Abbas) fue el primero en utilizar hilo de sutura para cerrar las heridas abdominales en torno al año 900. Se le considera el padre de la cirugía moderna.

Su obra en treinta volúmenes se llama en árabe Al-Tasrífli man ajaz an-il-talif, algo así como “Una ayuda para aquellos que no sean capaces de leer libros grandes”, pues están llenos de dibujos y diagramas.

De éstos, tres volúmenes están dedicados a la cirugía y el último está lleno de dibujos con más de doscientos instrumentos quirúrgicos, muchos de ellos inventados por él, y consejos sobre todo tipo de operaciones, incluida la sutura con hilos.

En el imperio árabe se denominaba a estos hilos kitgut (de kit, cuerdas hechas a partir de intestino de vaca para los instrumentos musicales). Por deformación fonética seguramente, este término se transformó en catgut, nombre dado a los hilos de sutura reabsorbibles hechos a partir de intestinos de oveja en general.

Historia de la sutura en la Antigüedad

En la Edad Media, a pesar de que la medicina está muy limitada en el ámbito cristiano por la imposibilidad de trabajar con cadáveres para estudiar anatomía, las suturas en la superficie se realizan con hilo de seda.

Un ejemplo destacable de esta época es la Escuela de Salemo, uno de cuyos miembros más destacable, Rogerio de Salemo, escribió un tratado de medicina, Practica Chirurgica, de 1180, en que explicaba cómo debían coserse las heridas:

“Si la herida está en la cara, en los labios o en otra parte noble del cuerpo, para ser cosida habremos de acercar primero las dos partes con sumo cuidado y coser, lo más cerca de la superficie que se pueda sin que se rompa la piel, con una aguja delgada e hilo de seda, cada punto con una sutura separada.»

En el siglo XIV, la cirugía experimenta un gran avance gracias a los médicos valencianos (sobre todo al médico musulmán Al-Safra, nacido en Crevillente y uno de los mejores cirujanos de su tiempo), de Salerno y de Montpellier.

Evolución de la sutura

En 1820, el cirujano francés Pierre-Franqois Percy inventa los hilos de sutura metálicos. Del mismo modo, en 1950 se inventan los hilos para sutura de tergal. Actualmente se usan hilos de muchos Materiales, que pueden ser naturales o sintéticos y absorbibles o no absorbibles.

El francés Alexis Carrel (1873- 1944) fue pionero en la sutura de los bordes vasculares. Hasta ese momento, en las lesiones en que quedaban cortadas arterias se usaban cánulas de hueso, oro o plata. A Carrel se le ocurrió cortar los bordes de los vasos, darles la vuelta, como un calcetín, y coser los rebordes externos. Publicó sus descubrimientos en 1910 y recibió el premio Nobel de Medicina en 1912.

En 1964, la empresa americana 3M lanza el steristrip, que permite pegar las heridas sin sutura. El primero en usar grapas metálicas fue el cirujano húngaro Humer Hütl en 1909 con una máquina complicada y pesada. Esta tecnología se desarrolla sobre todo en Rusia y hasta los años setenta no se fabricaran industrialmente máquinas más modernas y ligeras en Estados Unidos.

A partir del año 2000, aparecen los adhesivos tisulares, entre los que se encuentran los llamados pegamentos para las heridas y los adhesivos biotisulares. Éstas, mantienen cerradas las heridas, reducen el dolor y aceleran la cicatrización.

Historia de la sutura resumen

A continuación te ofrecemos un resumen de la historia de la sutura en forma cronológica o línea del tiempo (timeline). De este modo, no te vas a perder ningún acontecimiento o hito histórico importante:

  • Año 500 a.C.: Los médicos egipcios usaban materiales adhesivos para unir las heridas, que podían ser resinas o vendas.
  • Año 600: El médico hindú Susruta escribe un texto en sánscrito llamada Sushruta Samhita en el que describe diversos tipos de hilos de sutura, de cuero, algodón, crin de caballo y tendones.
  • Siglo X: El médico hispano árabe Albucassis o Al-Zahrawi (936-1013), nacido en Córdoba, y cuya obra en treinta volúmenes fue traducida al latín por Gerard de Cremona en Toledo en el siglo XII, propone por primera vez el uso de hilo de sutura para cerrar las heridas abdominales. Su obra, Al-Tasnf, no tardó en ser traducida a diversos idiomas. El famoso ciruja­no francés Guy de Chauliac (1300-1368) lo cita al menos doscientas veces en su propia obra y fue libro de referencia durante más de cinco siglos en diversas universidades europeas, entre ellas Salerno y Montpellier que ya eran destacables en medicina en el siglo XIV.
  • Siglo XII: Empiezan a practicarse disecciones anatómicas y a publicarse obras importantes en la Escuela de Salemo, como la Practica Chirurgica de Rogerio de Salerno. donde se dan consejos para unir las heridas y suturarlas con hilo de seda.
  • Año 1820: El cirujano francés Pierre-Franqois Percy inventa los hilos de sutura metálicos.
  • Año 1909: Humer Hütl, cirujano húngaro, es el primero en usar grapas para unir heridas con una máquina pesada. Hasta los años setenta no se desarrollarán máquinas ligeras y manuales como las grapadoras de papel.
  • Año 1964: La empresa americana 3M lanza el steristrip, que permite pegar las heridas sin sutura. Algo parecido a una tirita.
  • Año 2000: Empiezan a usarse los adhesivos tisulares, entre los que se encuentran los llamados pegamentos para las heridas y los adhesivos biotisulares, que mantienen cerradas las heridas, reducen el dolor y aceleran la cicatrización.

Para finalizar, no te pierdas la historia de la cirugía estética

¿Quieres saber más sobre historia de la medicina y salud?

Desde CurioSfera-Historia.com, esperamos que esta reseña histórica titulada Historia de la sutura, te haya sido de utilidad.

Si quieres acceder a más artículos históricos, visita la categoría medicina y salud o historia.

Y si te ha gustado, comparte en redes sociales o síguenos en nuestra página de historia en Facebook. También puedes dejarnos un comentario o darnos un “me gusta”. 🙂

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí