historia del arco y las flechas

La historia del arco y las flechas, es muy importante en la civilización humana. Hay inventos que parecen poca cosa, pero que si lo piensas un momento, te das cuenta que representaron la diferencia entre la vida y la muerte en miles ocasiones. En CurioSfera-Historia.com, te explicamos su origen y evolución.

No te pierdas la historia del hacha

Origen del arco y las flechas

En cuanto a los orígenes del arco y de las flechas, la cosa no parece que tenga mucho secreto: una vara larga con una cuerda atada, antorcha en los extremos y un palo afilado por un lado y con algo que dé estabilidad por el otro.

Si ponemos la flecha bien colocada y tensamos el arco, lo que hacemos es acumular una buena cantidad de energía que, al soltarla, se liberará de golpe y empujará la flecha a gran velocidad. A bastante velocidad como para clavarse en un cuerpo y herirlo gravemente.

cuándo y quién inventó el arco y las flechas
Arco y flechas primitivas

En realidad, después de lanzar una piedra o una lanza, el arco fue una de las primeras formas de atacar una presa a distancia. Y eso es muy importante. Podemos imaginar fácilmente cómo cazar un venado con arco y flechas, en cambio, cazar a puñetazos ya resulta mucho más complicado. Y ni que decir si hablamos de un animal grande y peligroso.

En todo caso, aquello fue una de las primeras aplicaciones de la tecnología. No en vanos, muchos historiadores aseguran que el arco fue el tercer invento del hombre después de descubrir el fuego e inventar la rueda.

El arco multiplicó la capacidad de los primeros cazadores, fue el arma de destrucción masiva de la prehistoria, una herramienta inventada hace menos quince mil años.

En las pinturas rupestres, ya podemos admirar individuos armados con arcos y flechas que se dedican a capturar animales relativamente grandes, como bisontes o toros.

Los mismos animales que cazaban, les proporcionaban la materia prima para hacer más arcos. El cuerpo del arco podía ser de madera, pero para la cuerda no había nada como los tendones de determinados animales. También podían servir las tripas, pero su capacidad de estirarse era menor.

Evolución del arco y las flechas

Y, como siempre hemos hecho los humanos, si servía para matar animales, ¿por qué no matar a los de la tribu de al lado?. Ir a la guerra con arcos da una gran ventaja si el enemigo no tiene. Puedes herirlo antes de que él pueda acercarse a ti.

arco y flechas antiguo egipto

Esto animó a los humanos a diseñar arcos mejores y más sofisticados. Enseguida empezaron a adoptar formas curiosas y estar hechos de diferentes materiales.

Un arco compuesto permite distribuir la fuerza con más eficacia, por lo que dispara más lejos o con más precisión.

En eso los grandes maestros fueron los orientales. El imperio de los hunos fue posible gracias a la clara superioridad de sus arcos compuestos. Anteriormente, los antiguos egipcios habían tenido grandes arqueros.

Sus arcos eran tan altos como ellos mismos y las flechas ya tenían puntas de metal. En realidad, la superioridad de los pueblos orientales con los arcos duró mucho tiempo. Incluso los romanos siempre estaban en inferioridad frente a los enemigos orientales, que diezmaban los soldados de infantería antes de que pudieran llegar al cuerpo a cuerpo.

evolución y tipos de arcos y flechas
Arco largo

En Europa, las cosas no mejoraron mucho hasta que los ingleses desarrollaron el arco largo, hecho con madera de tejo, que les permitía disparar aún más lejos de lo que parecía posible. Con aquellos arcos podían atravesar corazas si disparaban de cerca, o hacer caer lluvias de flechas si lo hacían de lejos.

En principio los arcos perdieron volada como arma con la aparición de las armas de fuego, pero en realidad convivieron durante un buen tiempo. Al principio se tardaba mucho en preparar un fusil o un mosquete para disparar. Mientras hacías toda la preparación, un arquero podía ir lanzando flechas a ritmo de diez flechas por minuto.

Curiosamente, una de las imágenes más típicas de los guerreros con arco y flecha es la de los indios americanos, pero sus arcos eran más bien poca cosa. Allí los inventaron hace solo dos o tres mil años, cuando el viejo continente ya hacía muchos siglos que los perfeccionaban.

Para finalizar, no te pierdas la historia de la pólvora

¿Quieres saber más sobre historia?

Desde CurioSfera-Historia.com, esperamos que esta reseña histórica titulada Historia del arco y las flechas, te haya sido de utilidad.

Si quieres acceder a más artículos históricos, visita la categoría historia o pregunta en el buscador de la web.

Y si te ha gustado, comparte en redes sociales o síguenos en nuestra página de historia en Facebook. También puedes dejarnos un comentario o darnos un “me gusta”. 🙂

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí