origen e historia de la química

Desde los tiempos prehistóricos, el dominio del fuego permite el desarrollo de las primeras artes químicas: la meta­lurgia, la alfarería y la cocina. Sin embar­go, la elaboración sistemática de pro­ductos químicos se desarrolla más tarde, pues corresponde a las necesida­des de sociedades complejas. En CurioSfera-Historia.com, te explicamos el nacimiento e historia de la química.

No te pierdas la historia de las matemáticas

Origen de la química: los primeros pigmentos y drogas

Hay que esperar el nacimiento del antiguo imperio de Egipto y el de Mesopotamia para observar el desarrollo de una verdadera cien­cia química.

Hasta entonces, esta técnica permanece en manos de los herreros y alfareros, quienes con certeza gozan de una posición de privilegio, al igual que sus pares del período clásico.

cuál es el origen de la química
Los primeros productos químicos nacen en el Antiguo Egipto.

El historiador Jack Lindsay recuerda, sobre la metalurgia y alfarería, que «estos importantes sistemas artesanales, que suponen la interven­ción de fuerzas peligrosas y momentos crucia­les de transformación, estaban rodeados de rituales secretos, juramentos y de los más diversos místerios».

Este punto es importante, pues, originalmen­te la química se confunde a menudo con prác­ticas religiosas y mágicas que, más adelante, facilitan el desarrollo de la alquimia en el pe­ríodo helenístico y en el mundo árabe, pero entorpecen la transmisión de los procedimien­tos técnicos.

Con frecuencia, éstos han sido divulgados en un lenguaje secreto, en el seno de cofradías celosas de su saber: «Que el que sabe enseñe al que sabe, pero el que sabe no enseñará al que no sabe», dice un libro del siglo VII.

Sin embargo, esta costumbre vale sobre todo para las técnicas sagradas, como el embalsamamiento, o aun para las que se encuentran al límite de la legalidad, como la fabricación de falsificaciones.

Se aplica mucho menos a la creación de productos químicos usados en la vida diaria sobre los cuales los papiros y escri­tos cuneiformes, así como el análisis de los vestigios arqueológicos, nos han dado infor­maciones precisas.

Desarrollo de la química

Se sabe que en Egipto y Mesopotamia se fabricaban desde el IV milenio a. C. numero­sos pigmentos para las pinturas murales, los cosméticos y la decoración de la alfarería (rojo, anaranjado, amarillo, café, verde, azul, negro, blanco).

primero productos químicos de la historia

Los artesanos los preparaban a partir del ocre, pero también usando el cobal­to, el plomo antimoniado, la malaquita, el sili­cato de cobre, el óxido de hierro, el lapislázu­li, la galena, el yeso y la tiza.

Estos dos últimos materiales, así como la arcilla y la cal, sirven también para la fabricación de yesos.

En el campo del arte culinario, se ha compro­bado que los procesos de fermentación y vinificación y la preparación de aceites se co­nocen desde la Alta Antigüedad en toda la cuenca oriental del Mediterráneo, así como la conservación de alimentos (secado y sala­dura).

Las técnicas del esmalte, que originaron el descubrimiento del vidrio, nacen en Egipto, en el IV milenio a. C., y se difunden o son inventadas en forma independiente en Mesopotamia en el III milenio a. C.

Evolución de la química

Allí, se usa el asfalto como masilla, mortero y como revestimiento impermeable, las técnicas de saponificación también son conocidas.

Por otra parte, en el Antiguo Egipto elabo­ran primitivos pegamentos a base de caseína, almidón a partir de semillas; barnices y velas hechas de cera de abejas o de goma arábiga, detergentes a base de sodio o de altramura.

La ciencia médica se perfecciona hacia finales del II mile­nio a. C., lo que lleva a la fabricación de drogas aromáticas hechas con plantas, de pomadas y ungüentos, etc.

El arte del perfume, destinado a usos higiéni­co, se desarrolla tanto en Egipto como en Mesopotamia.

Desde el III milenio a. C., en ambas áreas se conoce la fabricación de colorantes orgánicos, de fijadores compuestos de alumbre, tierras, sales de cobre y de hierro, de solventes hechos de cocimientos de vegetales con orina, de ácidos orgánicos (vinagre), de sulfatos y de carbonatas.

Sin embargo, sólo más tarde, con el desarrollo de la alquimia, en el Egipto grecorromano del siglo IV a.C., se hacen intentos para una sistematización teórica de todos esos conocimientos empíricos.

Química de lo falso

Cómo hemos comentado anteriormente, la elaboración de productos falsos supuso un avance y el desarrollo de determinadas técnicas químicas rudimentarias. Por ejemplo:

Papiro de Estocolmo

El papiro de Estocolmo es un documento, que data del siglo III de nuestra era, comprende 152 recetas, varias de ellas dedicadas a la fabrica­ción de piedras preciosas falsas.

Aunque los especialistas contempo­ráneos las consideran burdas, estas falsificaciones denotan cierta habili­dad técnica y cierto conocimiento de la química:

Para la fabricación de una perla tome una piedra, como la mica, y muélala. Luego, tome goma de tra­gacanto y déjela ablandar durante diez dias en leche de vaca. Una vez ablandada, disuélvala hasta que se ponga tan espesa como pegamento.

Funda entonces cera tina, agregue a esto la clara de un huevo y algo de mercurio: dos partes de mercurio para tres partes de piedra, pero sólo una parte para las demás sustancias.

Mezcle (la mica molida y la cera derre­tida) y amase la mezcla con el mercu­rio. Ablande la pasta en la solución de goma y el contenido de un huevo de gallina. Mezcle de esta manera todos los líquidos con la pasta.

Entonces, prepare la forma que ha elegido para la perla. La pasta se transforma rápi­damente en piedra. Haga unas huellas circulares profundas y ahueque mientras la mezcla todavía esté húmeda. Deje que la perla se solidifi­que y púlala bien. Si sigue estas ins­trucciones, el resultado superará el original.

Papiro de Leyde

El papiro de Leyde también es del siglo III. Este escrito da 111 recetas relacionadas con los metales y las aleaciones e indica los procedimien­tos para la imitación de metales pre­ciosos.

De esos intentos de dar la apariencia de oro a metales comunes, mez­clados con creencias místicas orienta­les y griegas, nace la idea de transmutar un metal en oro, lo que da origen a la alquimia.

Un pasaje de esta obra ilustra la idea de la fabricación de cobre semejante al oro:

“Muela comino; vierta agua enci­ma, diluya y deje reposar durante tres días. Al cuarto día, remueva la mezcla y, si desea usarla como enchapado, mézclela con crisolita (piedra fina constituida por silicato de cobre). De esta manera le dará la apariencia del oro”.

Drogas y embalsamamiento

Dentro de la obra Historias, del historiador griego Herodoto del siglo V a. C., se puede leer cómo ya se empleaban ciertas drogas para el embalsamamiento de los difuntos en la antigüedad. Veámoslo:

«… He aquí cómo los embalsamadores hacen el embalsamamiento más esmerado: primero, por medio de un gancho de hie­rro, sacan el cerebro por las narices; de este modo logran extraer una par­te, y lo que queda, in­yectando ciertas drogas en el cráneo.

Luego, con una lámina cor­tante de piedra de Etiopía, hacen una incisión a lo largo del costado, retiran las vísceras, limpian el abdomen y lo purifican con vino de palma y, otra vez, con unas plantas aromáticas machacadas.

Después, llenan el vientre de mirra pura molida, de canela y todas las sustancias aromáticas que ellos conocen, con excepción del incienso, y vuelven a coserlo. Después de eso, salan el cuerpo cubriéndolo de natrón durante setenta días; no se debe sobrepasar este tiempo.

Después de los setenta días, lavan el cuerpo y lo envuelven entero con unas bandas recortadas en una tela muy delgada y untadas de la goma que los egipcios usan generalmente en lugar del pegamento”.

Para finalizar, no te pierdas la historia del pegamento

¿Quieres saber más sobre historia de las ciencias, física o química?

Desde CurioSfera-Historia.com, esperamos que esta reseña histórica titulada Origen e Historia de la Química, te haya sido de utilidad.

Si quieres acceder a más artículos históricos, visita la categoría ciencias o historia.

Y si te ha gustado, comparte en redes sociales o síguenos en nuestra página de historia en Facebook. También puedes dejarnos un comentario o darnos un “me gusta”. 🙂

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí