origen e historia de los pólderes

El pólder es el sistema empleado para ganar terreno al mar. Aprovechando su experiencia en drenaje y saneamiento de tierras, a partir del siglo XVI, los holandeses emprenden, paciente y siste­máticamente, el rescate de sus tierras del dominio del mar. En CurioSfera-Historia.com, te explicamos el origen e historia de los pólderes.

No te pierdas la historia del agua potable

Origen de los pólderes

El solo nombre de Países Bajos resume clara­mente la topografía de un país en el que una parte importante de las tierras está situada por debajo del nivel del mar.

Por esta razón, los holandeses poseen una antigua tradición de saneamiento de las tie­rras que se remonta al siglo VIII.

Tempra­namente se practica la construcción de diques para contrarrestar la acción del mar que, con el curso de los siglos, traspasa la defensa natu­ral de las dunas de arena de la costa en las zonas de aluviones marinos de Frise, Groningue, Zelanda y Holanda.

cuál es el origen del pólder

Se trata de acciones defensivas para proteger los cultivos de las mareas. Sin duda, en un primer momen­to no se busca aumentar la superficie de las tierras arables.

En un principio, las técnicas de la construc­ción de diques son simples. Estos se constru­yen de tierra y son reforzados mediante haces de paja o gavillas de juncos.

Luego, a partir del siglo XV, los métodos de construcción se perfeccionan. De tal manera que en 1578, el ingeniero hidráulico Andries Vierlingh redacta el más antiguo tratado sobre diques jamás escrito, el Tractaet van dyckagie.

Más tarde, la construcción sistemática de diques en las zonas costeras amenazadas permite constituir verdaderos complejos de pólderes comunica­dos entre sí, y separados los unos de los otros por antiguos diques de mar.

La técnica del pólder

En la época de Vierlingh se desarrolla esta moderna técnica del pólder. Consiste en secar las tierras inundadas por el mar, así como los lagos y lagunas interiores, después de haber­los cercado por un dique circular (ringdjik).

de qué año son los pólderes

El agua del pólder es bombeada por un molino de viento o por «corredores» o hileras de moli­nos.

Un canal exterior al dique (ringvaart) permite acarrear el agua hacia una cuenca de des­carga por medio de un sistema de pequeños ríos, a veces incluso lagos, que sirven para evacuar el agua.

Esta técnica es utilizada por primera vez en 1542. Entre esa fecha y 1548, varios pequeños pantanos del norte son seca­dos: el Dergmeer, el Kerkmeer, el Kromwater, el Weidgreb y el Reitgreb.

El drenaje de las aguas mediante molinos de viento demuestra ser un método especialmen­te adaptado al clima de la región.

Como lo recuerda Femand Braudel, los Países Bajos se sitúan «en el centro de la gran mapa de los vientos permanentes del oeste, del Atlántico al Báltico». El molino de viento, el wiftmolen, se introduce muy tempranamente en el país, formando parte de la historia de la energía eólica.

Nacimiento del Pólder

La invención, en el siglo XVI, por parte inge­nieros holandeses, del molino de torre, en el que sólo la parte superior de la construcción es giratoria y permite orientar las aspas,(lo que resultaba imposible antes sin trasladar el molino completo), representa una fecha clave en la historia del pólder.

En adelante, gracias al molino de torre, se pueden orientar las aspas del aparato en cualquier dirección para captar los vientos dominantes.

El drenaje en gran escala de los pólderes, que exige el bombeo y extracción permanente de las aguas, se vuelve entonces posible.

La recu­peración de las tierras para convertirla en terreno de agricultura puede comenzar. En 1556, se emprende el secado del Egmondermeer, para continuar con el del Bergermeer y del Tjaalmgermeer,

En la primera mitad del siglo XVII se recuperan mediante este procedi­miento de secado 19.060 hectáreas, frente a las 6.453 recuperadas con la antigua técnica de construcción de diques. El método moderno destrona definitivamente al antiguo.

Dos holandeses dejan su marca en esta nueva etapa de la historia del pólder: el primero es el gran ingeniero y científico Simón Stevin, autor del tratado más antiguo sobre molinos de viento (Van der molens), pero cuyas innova­ciones no son, sin embargo, aplicadas. Conviene no confundir estás mejoras con la de los molinos de agua.

El segundo, el ingeniero Jan Adriaanszoon Leeghwater, logra secar en cuatro años, de 1608 a 1612, el mayor de los lagos interiores del norte de Holanda, el Beemster.

Leeghwater lleva a un alto grado de perfec­ción la técnica del corredor de molinos, que consiste en subir el agua escalonadamente mediante diferentes molinos.

Su monumental plan de drenaje del mar de Haarlem, sigue siendo considerado hoy en día como una obra maestra de planificación. Desa­rrolla el cuadriculado sistemático del mar por medio de canales de evacuación y el uso de 160 molinos de viento estratégicamente loca­lizados para bombear el agua.

El proyecto habría podido terminarse si Leeghwater hubiera contado con el financiamiento adecuado. El mar de Haarlem fue secado finalmente en 1852 con bombas a vapor.

Saneamiento de las tierras en la Antigüedad

Desde hace muchos siglos, el hombre ha tenido la necesidad de sanear tierras pantanosas o inundadas por agua. Por lo tanto, en la Antigüedad se han empleado diversas técnicas con mayor o menor éxito:

Una técnica muy antigua

El arte de sanear y mejorar las tierras ha sido prac­ticado desde hace mucho tiempo, y el pólder es el ejemplo más espec­tacular de esta técnica.

El especialista en hidráulica, el italiano Francesco Milani, hace remontar el nacimiento de los pro­cedimientos de saneamiento y mejora­miento al II milenio, en que se habrían drenado e irrigado 8.000 hectáreas en torno de la ciudad de Seydet, en Egipto.

El imperio del Medio

La China de los Han (206 a.C.-220 d.C.) utiliza también técnicas de drenaje y de fertilización. No queda excluido que los chinos, como los etruscos, hayan conocido la técnica del pólder, y que le hayan sustraído terrenos al mar purgándolos de la sal mediante una combinación de drenajes e irrigaciones de las tierras.

La técnica italiana

El saneamiento de las tierras insalubres consigue un alto grado de perfección en Italia. En este país se plantea en forma aguda el problema de las aguas estancadas resultantes de la crecida de los ríos torrentosos que des­cienden de los Alpes y los Apeninos. Se llevan a cabo intentos de recuperación de la costa cercana a Roma durante el Imperio romano.

A partir del siglo VII

Baio el impulso de las abadías, los principales pantanos de Lombardia se drenan durante la Edad Media. Sin embargo, sólo se abordan en los siglos XVI y XVII los trabajos principa­les: el control de las crecidas del Po y del Arno, secado de los pantanos pontinos y drenado de las ciénagas de Ravena y de la desembocadura del Tiber.

Para finalizar, no te pierdas quién inventó la rueda

¿Quieres saber más sobre historia de materiales y herramientas?

Desde CurioSfera-Historia.com, esperamos que esta reseña histórica titulada Historia de los pólderes, te haya sido de utilidad.

Si quieres acceder a más artículos históricos, visita la categoría herramientas o historia.

Y si te ha gustado, comparte en redes sociales o síguenos en nuestra página de historia en Facebook. También puedes dejarnos un comentario o darnos un “me gusta”. 🙂

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí