Saltar al contenido
CurioSfera Historia

Historia del hockey sobre patines

Hokey sobre patines reseña histórica

El hockey rodado o hockey sobre patines tiene más de 100 años de historia. Pero no siempre ha sido como lo conocemos en la actualidad. Desde su origen, tanto las reglas como el equipamiento han cambiado y evolucionado. En CurioSfera-Historia.com, te contamos el origen e historia del hockey sobre patines y quién lo inventó.

No te pierdas la historia del hockey sobre hierba

Origen del hockey sobre patines

Para conocer los orígenes del hockey patines, primero debemos centrarnos en el elemento principal de este deporte centenario: el patín.

Difícilmente podía imaginar el holandés Hans Brinker, cuando ideó y construyó la primera rueda metálica para patín en el año 1733, que el patinaje tendría el auge que ha adquirido en nuestros días.

cuál es el origen del hockey rodadoSus tres disciplinas (hockey sobre patines, patinaje artístico y carreras en circuito y carretera) que han originado un “boom” no solamente en lo deportivo sino también en lo comercial.

Estas ruedas fueron colocadas bajo un rudimentario patín con llanta metálica y preparada por un industrial zapatero belga, Joseph Lundsen. Pero el proyecto del patín se dejó de lado por las muchas imperfecciones que presentaba, quedando para el olvido y como anécdota.

Posteriormente, fue otro belga, Joseph Merlin, quien en 1760, en su taller de instrumentos musicales, ideó la rueda metálica que sería la que diera origen de los patines actuales.

Merlin se trasladó a Londres, donde perfeccionó su invento, comercializándolo en un alto porcentaje. El mismo año 1760 Merlin lo presentó en el London Court con ocasión de un desfile de modas para la alta sociedad londinense.

Hizo una exhibición en un salón con suelo de parquet, recibiendo grandes aplausos. Pero las ruedas ofrecían un grave problema: la depreciación del suelo al ir, poco a poco, destrozándolo por las llantas metálicas.

Tras Merlin apareció, en Francia, un fabricante de medallas, Louis van Lede, que fabricó unas ruedas denominadas “patín terre”. Ello sucedía en 1790 y el proyecto fracasó rotundamente.

En 1813, otro francés, Jean Garcin, patinador y autor del libro “Le vrai patineur”, construyó unas ruedas de madera que patentaría con el nombre “cingar” dos años después con notable éxito.

Creó una escuela de patinaje, pero la falta de práctica de los aprendices provocó numerosos accidentes que motivaron el cierre de la escuela y de sus actividades.

La historia nos habla de otros precursores e inventores de ruedas, como el galo Pettibled (1819), el inglés Tyre (1823) y el suizo Kubler (1834), aunque sin éxito.

En 1849 otro galo, Legrand, ideó un nuevo modelo que fue desarrollado en Inglaterra (1852) como un patín revolucionario.

Tenía dos ruedas laterales a la altura central y dos adicionales, una delante y otra detrás del patín, en forma de estructura rómbica, al revés de los sistemas primitivo y actual (rectangular).

En 1867 el invento del francés Garcin, antes mencionado, fue recogido por industriales británicos, que lo perfeccionaron y expusieron en la Feria Mundial de París.

El proyecto fue patentado en Nueva York por James Leonard Plinton, con el acoplamiento de un mecanismo de frenado consistente en un taco de caucho en la parte delantera.

En 1876 se abría en París el primer Centro de Patinaje, montado con todo tipo de lujos y detalles para deleite de la aristocracia parisina, que tomó el patinaje como deporte de moda.

A partir de aquel momento proliferaron las pistas de patinaje por toda Europa. Berlín (1876), Frankfurt (1877), Londres (1879) y Southseas (1880), por citar algunos ejemplos, tuvieron “rinks” de enormes proporciones y con los mejores avances de la época.

A finales del siglo XIX Alemania tenía 50 pistas, Gran Bretaña 30 y en los Estados Unidos comenzaba su construcción.

A comienzos del siglo XX se hizo patente que era necesario regular y organizar el patinaje. Comenzaron a nacer clubes y competiciones por toda Europa.  También los jóvenes empezaban a patinar en los parques públicos y las escuelas.

Invención del hockey sobre patines

cuándo y dónde se inventó el hockey sobre patinesEl inventor del hockey sobre patines fue el inglés Edward Crawford el año 1900.

Crawford, en un viaje a Chicago, observó la práctica del kockey sobre hielo. Tanto le gustó, que decidió adaptarlo a las pistas de patinaje de madera que había en Europa llamándolo “rink hockey”. Nacía así el hockey sobre patines.

Inglaterra fundó en 1905 la Amateur Hockey Association, precursora del desarrollo del hockey sobre patines o hockey rodado a todos los niveles.

Evolución y difusión del hockey rodado

Tomando como base el hockey sobre hielo, el hockey sobre patines adoptó unos sistemas de juego análogos y, como instrumento, se utilizó el “puc” o disco plano de ocho centímetros de grosor fabricado con madera.

Por aquella época, Inglaterra ya tenía equipos con patines y sticks, pero sin reglas de juego y realizándose rudimentarios partidos entre amigos. A ellos acudían, no obstante, curiosos espectadores que encontraban cierto encanto en las evoluciones de los patinadores.

expansión y difusión del hockey patinesLas primeras noticias de encuentros entre clubes de hockey sobre patines de diversos países datan de noviembre de 1910. El Royal Rink Hockey Club de Bruselas batió al Centaur Roller Club de París por 3-0 y 3-1.

Fue el inicio del hockey patines a nivel internacional, que tendrían rápida continuación. Inglaterra, cuna auténtica del hockey, tenía más de 600 pistas por aquel entonces, y en 1909 se comenzó a jugar en el condado de Kent.

El patinaje ya era una realidad en sus tres especialidades (carreras, artístico y hockey), pero había que ordenar y organizar el deporte.

En abril de 1924 se reunían en Montreux (Suiza) representantes de Francia, Alemania, Gran Bretaña y Suiza, fundando la Federation International du Patinage a Roulettes (FIPR), siendo nombrado presidente de la misma el suizo Fred Renkewitz, personaje capital en la difusión del hockey por el mundo.

Historia del hockey sobre patines en España

En el año 1946 se creó la Federación Española de Hockey y Patinaje. Eran los años del incipiente hockey rodado nacional.

historia del hockey patines español
Selección española femenina de hockey sobre patines

En 1947 España debutó en el Europeo-Mundial. Fue el 17 de mayo en Lisboa ante Suiza, con Nadal, Rubio, Serra, Tito Mas, Trías y Bassó como portero suplente.

Ganaba España por 2 a 1, en lo que sería el inicio de una larga singladura, salpicada de anécdotas, triunfos y decepciones, homenajes y vilipendios en diversas pistas extranjeras, especialmente con nuestros rivales portugueses.

En estos años, la aportación de Juan Antonio Samaranch (jugador y luego entrenador y directivo) fue valiosísima.

Influyó en la sustitución del disco por la bola esférica, homologándonos de esa forma al resto de Europa, fue seleccionador nacional en la crucial época inicial y contribuyó decisivamente a que el hockey sobre patines lograra su mayoría de edad en nuestro país.

Así, en 1954 se creó la Federación Española de Patinaje, desligada ya del hockey sobre hierba, presidida precisamente por Samaranch.

A partir de entonces el hockey sobre patines en España ha adquirido la magnificencia que hoy posee, el respeto internacional y los títulos que orlan la actuación de los campeones, técnicos y dirigentes.

Citar aquí a todos los que han destacado por su contribución al desarrollo de este deporte resulta imposible, pues sin duda nos olvidaríamos de nombres importantes.

Ha sido casi 75 años de Mundiales, Europeos, finales de Copa, Ligas, competiciones europeas… infinidad de partidos por toda la geografía española (especialmente la catalana) que han llenado de satisfacciones a miles de personas, haciendo del hockey sobre patines un deporte entrañable.

Historia de las competiciones de hockey patines

En el hockey sobre patines se deben diferenciar, por su origen e historia, entre competiciones por clubes y por naciones:

primer partido de hockey patines de la historia

Competiciones de naciones

Una vez creada la F.I.P.R., y con la afiliación a la misma de varios países continentales, se vio la posibilidad de organizar un torneo a escala europea, como puesta de largo del hockey sobre patines.

Así, el 10 de abril de 1926, en Inglaterra, se inauguraba el I Campeonato de Europa, que equivalía al Campeonato del Mundo, lo que se mantuvo hasta 1957 en que, por última vez, Europeo y Mundial tenían el mismo valor, con celebración anual.

A partir de entonces, se daría autonomía al Europeo y al Mundial, con periodicidad bianual e independencia y entidad propias. Seis países intervinieron en aquella primera edición, que tuvo a Inglaterra como campeón.

Durante varias ediciones, Suiza (Montreux) e Inglaterra (Heme Bay) se alternaron como sede del Europeo, al tener dos pistas adecuadas para estos eventos. En ellos se registró gran éxito de público, que disfrutó con las evoluciones primarias, pero entusiastas de los hockeístas.

Portugal se incorporó en 1929 y España tardó muchos años en hacerlo, concretamente en el Europeo de Lisboa de 1947, donde ocupó un aceptable tercer lugar.

Inglaterra venció en las doce primeras ediciones del Campeonato de Europa, de 1926 a 1939, pero tras la Segunda Guerra Mundial, muchas pistas quedaron destruidas y otras se convirtieron en garajes para automóviles y almacenes de mercancías diversas.

Los ingleses nunca más volverían a destacar internacionalmente. Portugal, vencedor en su Europeo-Mundial de 1947, tomó el relevo organizativo y potencial en el hockey sobre patines.

Por otra parte, otros países no europeos, como Argentina, Chile, Brasil, Uruguay, Japón, etcétera, se afiliaban al mundo del hockey sobre patines.

De las remotas épocas de Montreux y Heme Bay se pasaba a las dinámicas y modernas de Lisboa, Oporto, Madrid, Barcelona, Milán y Ginebra.

En 1962, por primera vez el continente americano albergaba un Mundial (Santiago de Chile), lo que se ha repetido posteriormente en varias ediciones, coincidiendo con los éxitos deportivos de países sudamericanos (Argentina fue campeona del mundo en 1978 y 1984).

Si el Campeonato de Europa se disputa en forma de liguilla; el Mundial, a partir de 1989, cuenta con una final para decidir el vencedor. En aquella ocasión, en la localidad argentina de San Juan, el equipo español se impuso a Portugal, logrando así su décimo título mundial (el primero se logró en Barcelona, 1951).

Portugal y España han sido los grandes dominadores en el historial de europeos y mundiales, aunque en los últimos años Argentina e Italia se han convertido en dos respetables potencias, conquistando varios mundiales cada uno. Por ello, se puede decir que, actualmente, el hockey sobre patines en el mundo es cosa de cuatro países.

Otras competiciones de selecciones nacionales (aunque a veces han participado clubes) de importancia fueron el Torneo de la Naciones, en Montreux, creado por Samarach en 1947.

También el Trofeo Victoriano Oliveras de la Riva, instaurado en 1974, y el Campeonato de Europa Júnior, iniciado en 1953 y donde los jóvenes españoles han vencido en numerosas ocasiones.

Competiciones de clubes

Si los campeonatos por naciones, sobre todo el Mundial, han despertado gran interés, lo mismo podemos decir de competiciones de clubes.

En un inicio, existían tres grandes competiciones europeas por clubes: Copa de Europa de campeones de Liga, Recopa y Copa de la CERS (que equivalía a la UEFA futbolística).

El dominio de los equipos españoles en la primera ha sido casi arrasador. Se inició en la temporada 1965-66 con triunfo del Voltregá, continuando con seis victorias consecutivas del Reus Deportivo.

Más adelante, el F.C. Barcelona obtuvo ocho títulos seguidos (más dos anteriores) y, en los últimos años, Liceo y Noia también han sido campeones de Europa.

La Recopa se inició en 1976-77, con dominio portugués, y la Copa de la CERS en 1980-81, dominando últimamente los clubes italianos, aunque en 1982 venció el Liceo de La Coruña y en 1986 el Tordera.

Otras competiciones de clubes importantes son la Supercopa, iniciada en 1981 con triunfo del F.C. Barcelona, y, desde 1985, la Copa Intercontinental, que enfrenta anualmente a un club europeo y uno americano.

A nivel nacional, la Liga, dominada arrolladoramente por equipos catalanes (salvo los éxitos del Liceo gallego en los años 80), y la Copa, creada en 1944 con triunfo del Español, son las principales competiciones.

Y como colofón de este capítulo, destacar que en 1992 el hockey sobre patines fue por primera vez deporte olímpico (de exhibición), meta conquistada por todos los que lucharon por este deporte durante tantos años.

Características del hockey sobre patines

El hockey sobre patines es un deporte colectivo que se disputa entre dos equipos de 5 jugadores cada uno (4 jugadores de pista y un portero), provistos de patines de ruedas.

Se disputa, en una pista rectangular (rink) de superficie plana y lisa (madera, cemento u otro material), siempre y cuando tal superficie no sea resbaladiza.

Los partidos se juegan al aire libre o en pistas cubiertas, teniendo como instrumentos de juego una bola y un stick, procurando hacer entrar aquélla en la portería contraria (gol). El equipo que marque más goles será el ganador.

Elementos y equipación necesarios

A continuación podrás ver una lista de las partes, elementos y equipación necesaria para la práctica del hockey patines:

La pista

Está cerrada por sus cuatro costados por una valla de un metro de altura y, en todos los casos, por bordillos de una altura mínima de 20 centímetros.

Las dimensiones de la pista oscilan entre una longitud máxima de 44 m y mínima de 34 m y una anchura entre 22 y 17 m.

En todos los casos, la relación entre la longitud y la anchura deberá ser proporcionada del doble al simple, con una tolerancia en más o menos del 10 por ciento.

El stick

No puede ser metálico. Su longitud oscila entre 115 y 90 cm, medidas tomadas siguiendo la curva exterior.

El peso máximo son 500 g. La parte inferior del stick debe ser plana por ambos lados (lo que es una de las diferencias fundamentales con el hockey sobre hierba).

La bola

Debe pesar 155 g con una circunferencia de 23 cm. Será de un solo color, bien diferente al de la pista.

Material de los jugadores

Están provistos de patines de ruedas de un diámetro no inferior a 3 centímetros que se atornillan a las botas.

Los patines han de estar siempre en perfectas condiciones, bien engrasados y las botas ajustadas al pie.

Como protecciones, los jugadores llevan guantes, rodilleras, espinilleras y coquilla. El portero, por su parte, lleva careta, peto, dos grandes guantes, guardas o defensas de las piernas y coquilla.

La portería

Es un recuadro rectangular de postes metálicos, cuyas medidas interiores son: 1,05 m de alto por 1,70 m de largo, con una profundidad máxima de 0,95 m. En las porterías se sitúan las redes.

Duración de un partido

Para seniors, dos partes de 25 minutos cada una de tiempo efectivo, con un descanso de cinco minutos.

Equipo arbitral

El partido será dirigido por un árbitro oficial, que podrá ser ayudado por jueces de puerta y un cronometrador. Desde la temporada 89-90, en División de Honor, existen dos árbitros sin jueces de gol.

Faltas

Las faltas cometidas durante el juego serán castigadas, según las circunstancias, por un golpe franco (directo o indirecto) o por penalty, según la gravedad y el lugar donde hayan sido

Cometidas

Son actos de comportamiento incorrecto, la carga, la obstrucción voluntaria, los puntapiés a la bola, golpear con el stick al stick del adversario, poner el stick entre las piernas del oponente tratando de interceptar la bola, empujar y agarrar a un rival, parar la bola con las manos (a excepción del portero en su área de penalty) y protestar al árbitro.

Antijuego

Dos líneas denominadas de antijuego estarán situadas a 22 m del fondo de la pista. La zona de antijuego será el espacio comprendido entre la línea de 22 m y el otro fondo de la pista.

Ningún equipo podrá retener o mantener la bola en su propia zona de antijuego por más de 10 segundos, ni podrá volver la bola a ella.

Estrellas históricas del hockey sobre patines

Con más de 100 años de historia, el hockey rodado ha dado a excelentes jugadores. Pero solo unos pocos han marcado una época y son referentes de todos los aficionados.

Antonio Livramento

Nació en Lisboa (Portugal) en 1943.

jugadores famosos hockey sobre patines

Durante muchos años, hablar de Livramento era hacerlo del mejor jugador del mundo.

En su historial figuran casi todos los títulos internacionales posibles: tres veces campeón del mundo y siete de Europa. Estrella del Benfica, el Sporting de Lisboa y, posteriormente, de la liga italiana.

Jugador de gran longevidad, llegó a disputar más de 200 partidos internacionales con la selección portuguesa, de la que posteriormente llegó a ser seleccionador.

Daniel Martinazzo

Nació en San Juan (Argentina) en 1958.

mejores jugadores hockey rodado de la historia

Campeón del mundo con la selección argentina en dos ocasiones: 1978 y 1984.

En su dilatada carrera, ha sido campeón de las ligas argentina, española (con el Liceo) e italiana, conquistando también la Copa de Europa, la Copa de la CERS y la Supercopa.

Excelente goleador, posee una gran habilidad en el manejo del stick. Con Mario Agüero ha formado durante varios años el tándem de oro del hockey sobre patines argentino.

Procedente del club estudiantil de san juan, es uno de los responsables del auge del hockey en argentina.

Giuseppe Marzella

Nació en Giovinazzo (Italia) en 1961.

jugadores históricos del hockey patines

Talento extraordinario del emergente hockey italiano, destaca por su gran facilidad goleadora. Campeón del mundo en un par de ocasiones: 1986 y 1988.

Jugó en varios clubes italianos, como Novara, Monza y Lodi, conquistando la Recopa, la Copa de la CERS y varias ligas italianas. Su último gran éxito ha sido ganar el Campeonato de Europa con su selección en 1990, actuando como capitán y líder de su equipo.

Estrella desde su época de júnior, fue la gran figura del hockey italiano en los años ochenta.

Carlos Trullols

Nació en Barcelona (España) en 1948.

cuáles son los mejores jugadores de hockey patines de la hsitoria

Considerado como el mejor portero de todos los tiempos, jugó durante diecisiete años en la Selección, totalizando casi 200 partidos.

Como jugador, fue cuatro veces campeón del mundo y otras tantas de Europa. Con el F.C. Barcelona obtuvo seis Copas de Europa, dos Supercopas, cinco Ligas y cuatro Copas, así como otros torneos. Seleccionador nacional desde 1984, condujo al equipo español al título mundial en 1989.

Es el mejor representante de las estrellas que ha dado el hockey español en su historia.

Vocabulario del hockey

  • Área de penalti: Rectángulo de 5,40 metros de ancho por 12,15 metros, situado frente a cada portería y lugar donde una falta grave se sanciona con penalti.
  • Bola: Objeto esférico que hay que introducir en la portería contraria mediante el stick.
  • Bloqueo: Acción de ayuda ganando la posición a un contrario, para que éste no pueda interceptar la maniobra de uno de los compañeros.
  • Booling: Saque neutral en el que se sitúan un jugador de cada equipo a un lado y otro de la bola y, a toque de silbato, la podrán disputar.
  • CERS: Siglas de la Confederación Europea de Roller Skating.
  • Contraataque: Acción ofensiva con superioridad numérica.
  • Dribling: Acción de rebasar con la bola controlada a un oponente. También se conoce como regate.
  • Falta directa: Falta grave fuera del área, señalada por el árbitro.
  • Finta: Acción de engaño que pretende hacer creer al oponente que se va a efectuar una acción cuando, en realidad, puede ser otra.
  • FlRS: Siglas de la Federación Internacional de Roller Skating.
  • Guardas: Protecciones de las piernas que llevan los porteros.
  • Pase: Acción técnica por la que un jugador envía la bola a un compañero, lo que debe implicar la recepción por parte de éste.
  • Patín: Artilugio formado por una plantilla metálica en la que se colocan cuatro ruedas y un taco de frenado, adosándose a la suela de la bota.
  • Penalti: Sanción de una falta grave dentro del área. Se ejecuta desde un punto situado a 5,40 metros de distancia de la portería. Se puede lanzar tirando directamente a puerta o salir patinando con la bola controlada.
  • Peto: Protector de hombros, pecho y costados que lleva debajo de la camiseta el portero.
  • Remate: Golpeo de la bola hacia portería inmediatamente después de recibirla.
  • Rodillera: Elemento protector de las rodillas.
  • Stick: Palo de juego con el que se practica el hockey sobre patines.
  • Taco de freno: Elemento del patín situado bajo su parte delantera, que sirve para que el jugador pueda frenar.
  • Tarjeta: Cartulina con la que el árbitro sanciona acciones antideportivas. Puede ser amarilla, azul o roja, en función de la gravedad de la infracción. La amarilla es una amonestación, la azul significa una exclusión temporal y la roja, la expulsión definitiva del jugador.
  • Tiempo muerto: Minuto por parte, que posee cada equipo para detener el juego.
  • Tiro: Lanzamiento de la bola a portería mediante el stick.
  • Túnel: Regate basado en pasar la bola por debajo de las piernas del marcador.

Para finalizar, no te pierdas la historia del golf

¿Quieres saber más sobre historia de deportes y juegos?

Desde CurioSfera-Historia.com, esperamos que esta reseña histórica titulada Historia del hockey sobre patines, te haya sido de utilidad.

Si quieres acceder a más artículos históricos, visita la categoría deportes y ocio o historia.

Y si te ha gustado, comparte en redes sociales o síguenos en nuestra página de historia en Facebook. También puedes dejarnos un comentario o darnos un “me gusta”. 🙂

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *