Saltar al contenido
CurioSfera Historia

Historia de la lámpara de lava

La lámpara Lava-Lamp, lámpara de lava o Astrolámpara tiene más de 50 años de historia. Para unos es un objeto decorativo original, y para otros es un juguete. Consiste en unas burbujas de aceite y cera en agua que, mediante calor, suben bajan y cambian de forma dentro de un receptáculo. En CurioSfera-Historia.com te explicamos quién es el inventor de la Lava-lamp, su origen e historia.

No te pierdas la historia del Slinky

Quién es el inventor de la lámpara de lava

El inventor de la lámpara Lava-lamp es el británico Edward Craven Walker en el año 1964. La patente de este ingenio fue presentada el 18 de marzo de 1964 y publicada como GB1034255 para la empresa Crestworth Ltd., en Poole, Dorset, Inglaterra.

cuándo se inventó la astro lámpara
Edward Craven Walker, el padre de la lámpara de lava

Craven Walker abandonó la Royal Air Forcé al final de la II Guerra Mundial. Un día, en un bar de Hampshire encontró un aparato, «un artilugio hecho de una coctelera, latas viejas y otras cosas». Su creador, un tal Sr. Dunnett, había muerto.

Walker lo compró y en los siguientes quince años trabajó para mejorarlo. A la vez, realizaba películas naturistas y dirigía una agencia inmobiliaria. Creó la empresa Crestworth Limited para comercializar el invento.

El diseño original

La idea básica es que en un contenedor transparente hay un atractivo despliegue de glóbulos o burbujas (mediante una mezcla de aceite y cera) en agua y que se elevan gracias al calor de una bombilla en la base.

Los glóbulos cambian de forma, se separan y se vuelven a juntar, hundiéndose gradualmente a medida que se enfrían para continuar el ciclo. La bombilla proporciona luz además de calor para la lámpara.

Las burbujas pueden ser de uno o de varios colores (derivados de tintes). Del mismo modo,  en ocasiones el agua contiene un tinte diferente. La receta de aceite, cera y «otros sólidos» sigue siendo secreta, pero incluye parafina y aceite mineral, y se vuelve fluida (no sólida) entre los 40°C y 50°C.

Evolución

La patente inicial fue complementada por la GB 1186679, tres años más tarde. La primera advierte que «Algunos espectadores se podrían impacientar durante el período inicial de calentamiento». También informa que si la lámpara se queda encendida un largo período de tiempo los glóbulos se podrían partir en pequeñas gotas por recalentamiento. Del mismo modo, advierte que en climas fríos el medio de agua podría llegar a congelarse.

La nueva patente de Walker resuelve todos estos problemas mezclando el medio de agua «con un aditivo de líquido miscible con agua capaz de elevar el coeficiente de la expansión cubica térmica del agua». En efecto, se le añadió un anticongelante tipo glicol.

Comercialización

El producto se comercializaba originalmente sobre una gran base dorada y con minúsculos agujeros para imitar la luz de las estrellas. Fue popular en la época de la música psicodélica y se sigue vendiendo bien con una variedad de diseños.

Se comercializó en Europa como la Astro lámpara. Dos empresarios la vieron en una feria alemana de muestras en 1965 y compraron los derechos de fabricación para Estados Unidos. Desde entonces se produce en Chicago como la lámpara LavaLite (marca registrada).

En 1990, Cressida Granger, con su empresa Mathmos, compró la totalidad de las acciones de Walker. Se habían vendido más de siete millones de lámparas, pero las ventas habían bajado. Pero volvieron a subir en 1998, la mitad con destino a Alemania. La compañía recibió un Queen’s Award por Exportaciones.

Para finalizar, no te pierdas quién inventó el cubo de Rubik

¿Quieres saber más sobre historia de los deportes y juegos?

Desde CurioSfera-Historia.com, esperamos que esta reseña histórica titulada Historia de la lámpara de lava, te haya sido de utilidad. Si quieres acceder a más artículos históricos, visita la categoría de juegos y ocio o historia.

Y si te ha gustado, comparte en redes sociales o síguenos en nuestra página de historia en Facebook. También puedes dejarnos un comentario o darnos un “me gusta”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.